Home > Social networks > ¿Qué tipo de información debe ir en un e-mail, en un mensaje privado y no en un muro?

¿Qué tipo de información debe ir en un e-mail, en un mensaje privado y no en un muro?

Abordaré esta pregunta desde la opinión que dos expertos ponen en común en una entrevista realizada por Kateryna Andriyenko. Dichos expertos son: Adolfo Plasencia Diago, profesor de postgrado en Conceptos Multimedia, director para Europa MITUPV EXCHANGE, presentador del programa “Tecnópolis” en la UPV-TV y Elena Benito Ruiz, profesora de la UPV y consultora elearning y de media social.

En dicha entrevista los expertos abordan el tema desde diferentes perspectivas.

Adolfo Plasencia Diago habla sobre el fenómeno de las redes sociales y los peligros que pueden presentar. A. Plasencia afirma que se deben tomar algunas precauciones respecto al tema de la identidad. Pone como ejemplo un perfil falso con su nombre que alguien creó en Facebook y que no ha podido borrar porque no cuenta con la contraseña. Pero pone de manifiesto que una de las razones de los peligros es la falta de cultura digital con la que mucha gente se lanza a la red.

Elena Benito Ruiz expone que hace falta tener sensatez y usar el sentido común puesto que, aunque una cuenta en una red social sea cancelada, toda la información compartida de forma pública se quedará ahí. Por lo tanto propone ser discreto en el día a día y no compartir algunas cosas con algunas personas puesto que nunca se sabe quién puede leer tu perfil.

A partir de esta información he querido buscar un ejemplo que refelje esta necesidad de contrlar las información que compartimos con los demás.

Este ejemplo trata de una mujer británica que perdió su trabajo al ofrecer información en su muro contra su jefe olvidando por completo que éste formaba parte de sus amistades en Facebook, con lo que estaba autorizado para leer sus comentarios. La mujer escribió: “¡Oh Dios mío! ¡Odio mi trabajo!”. Y añadió que su jefe le obligaba a hacer “una mierda de trabajo”. Lo más sorprendente es que su superior tomó la misma vía para contestar a la desafortunada empleada, y cuatro horas después escribió un comentario en su red. Le recordó que ella le había dado acceso a su perfil y que si su trabajo era tan malo era porque ella no era capaz de realizar tareas más complejas. Y lo que es peor: “Pareces haber olvidado que aún faltan dos semanas para que concluya tu período de prueba. No te molestes en venir mañana. Puedes venir a recoger tus cosas cuando quieras. Sí, hablo en serio”, escribió el jefe.

 

En conclusión debemos tener cuidado con la información aparentemente de caracter público y pensar en las personas que pueden llegar a ver esa información puesto que puede ser perjudicial para nosotros.

 

Referencias:

Categories: Social networks Tags:
  1. No comments yet.
  1. No trackbacks yet.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: